REINVENTARSE, O MORIR

Por: Byron Mural

Muchos entendieron el concepto desde el inicio, me refiero al inicio de la pandemia que abraza al mundo, en un momento histórico en el que la cuarentena, perdida de trabajo y muerte es el pan de cada día, reinventarse debe ser la opción más idónea para poder salir adelante en medio de una crisis que azota a ricos y pobres por igual.

Muchos se han sentado a llorar y a extender la mano para que el gobierno les ayude, perder el trabajo no es algo gracioso, otros han ido más allá, han pasado de tener grandes negocios o trabajos, a iniciar de cero, no es que no necesiten del gobierno, pero los tramites y las ayudas son en exceso tardadas, y las necesidades no esperan.

Mi primo, quien trabajaba en un antro de bar tender fue despedido, no importó que llevara más de diez años laborando allí, y es comprensible, tampoco los dueños podían darle trabajo si nadie puede ir a los clubes nocturnos en estos tiempos, ¿Qué hizo? Con el dinero que había ahorrado, se hizo de ropa interior para caballero, ropa para bebé y accesorios para dama, empezó a vender por internet y descubrió que el dinero podía no faltarle si no bajaba el ritmo, de preparar licores a vender ropa hay un abismo de diferencia pero si uno quiere  trabajar y tiene los recursos el truco está en “no dormirse en los laureles”.

Aún a estas alturas, si piensas que esto terminará pronto quizá estés muy lejos de la verdad y sea hora de levantarte y convencerte que en estos momentos históricos quien no se reinventa, muere, muere de hambre.